• Share to Facebook
    • Twitter
    • Email
    • Print

Nueva encuesta revela que la mayoría de los estadounidenses se oponen a la cacería de trofeos tras la muerte del león Cecil

The Humane Society of the United States

De acuerdo a una nueva encuesta nacional, los votantes estadounidenses dijeron que se oponen a la cacería de trofeos, por un margen de dos a uno. La muerte del león Cecil ha puesto en la palestra a la cacería motivada por la obtención de las partes de los animales muertos como trofeos, tales como la cabeza de un león, las cuales generalmente son exhibidas en las casas de los cazadores.

Además, el 74 por ciento de los encuestados se oponen a la “cacería enlatada” (canned hunting), en la cual animales tales como leones son criados y cazados como trofeos en espacios cercados. Dos tercios de los estadounidenses apoyan la inclusión de los leones africanos dentro de la Ley de Especies Protegidas (Endangered Species Act) para otorgarle mayor protección federal a esta especie y 64 por ciento apoyan la implementación de restricciones a la cacería de trofeos de animales endémicos tales como los pumas y los linces rojos. Por un margen superior a tres a uno, los encuestados dijeron que si pudieran viajar a África, preferirían gastar su dinero en un país que prohíba la cacería de trofeos y no en un lugar que lo permita.

Estos resultados se dan al tiempo que se publicó un nuevo reporte de La Humane Society of the United States que examina el programa de premiación del Safari Club International y que revela cómo este alienta a adinerados cazadores de trofeos a matar un gran número y amplia variedad de animales amenazados y en peligro. La situación actual de la cacería de trofeos sigue siendo el centro de atención con el estreno el miércoles 7 de octubre del nuevo documental de la MSNBC “Blood Lions” (Leones de Sangre), el cual deja al descubierto a la industria surafricana de cacería de leones en cautiverio.

Wayne Pacelle, presidente y director ejecutivo de La HSUS, dijo: “El ataque y posterior muerte de Cecil les dio a los estadounidenses un vistazo de la fealdad de la subcultura de la cacería de trofeos. Matar animales como un ejercicio de colección de cabezas es cruel, colonialista, autocomplaciente, criminal y vergonzoso. La celebración de la cacería, en la cual los cazadores se sientan o se paran sobre el cuerpo de un majestuoso, aunque ensangrentado animal que con frecuencia se encuentra en peligro, muestra un profundo desfase con respecto a las demás especies que comparten este planeta con nosotros.”     

La HSUS hace un llamado a las autoridades surafricanas y estadounidenses para que acaben con las empresas de cacerías en cautiverio y para ponerle fin a los programas de premiación del Safari Club International que alientan esta forma itinerante de cacería de trofeos de animales notables y raros en todo el mundo. El SCI otorga premios a sus miembros por matar diferentes grupos de animales. Por ejemplo, el “Grand Slam Cats of the World” exige que un cazador mate cuatro especies de felinos silvestres y el “World Hunting Award” implica que un cazador debe matar cientos de animales. El “African Big Five Slam” implica que el cazador haya matado a un león, a un elefante, a un rinoceronte, a un leopardo y a un búfalo africano.

El sondeo fue realizado por Remington Research Group a solicitud de La HSUS entre el 23 y el 24 de septiembre. La muestra fue de 3,668 encuestados con un margen de error de +/- 2.2 por ciento. 

Contacto para los medios: Vincenza Previte, vprevite@humanesociety.org, 240.551.9092